Las compras realizadas a través de los enlaces podrían reportarnos comisiones por publicidad. ¿Por qué confiar?

¿Cómo proteger el pelo de la plancha?

Alejandra perfil

Las planchas son esas herramientas de peinado que han saltado del salón de peluquería hasta nuestro hogar para facilitarnos la tarea de poder cambiar de look a diario.

Hoy rizos, mañana liso y pasado ondas.

Pero cuidado.

Usar la plancha a diario puede tener unas consecuencias letales para la salud de tu pelo.

Las altísimas temperaturas de estas herramientas pueden debilitarlo, secarlo y romperlo, además de afectar a su brillo y suavidad. Es por eso que es vital protegerlo correctamente antes de plancharlo.

En este artículo te traigo el paso a paso definitivo para proteger el cabello del calor de la plancha. Síguelos siempre que uses la plancha y verás como pasar de pelo a pelazo es más fácil de lo que imaginabas.

Cómo proteger el pelo del calor de la plancha

Elige la plancha más adecuada a tu tipo de pelo

En la mayoría de ocasiones no se trata siempre de la más cara. Al comprar una plancha de pelo solemos cometer el error de guiarnos por los productos más caros pensando que serán los mejores para todo tipo de pelo.

Pero en realidad, elegir una plancha no debe basarse tanto en el precio sino en que las prestaciones del producto se adecuen a tu tipo de pelo y sus necesidades.

Cómo proteger el pelo del calor de la plancha

Por ejemplo, si tu pelo es débil o quebradizo, el modelo que elijas debe incluir regulador de temperatura para no dañarlo en exceso.

Si quieres combatir el encrespamiento, es preferible optar por placas de cerámica con tecnología iónica negativa, ya que te aseguran un plus de cuidado, brillo y suavidad.

Como ves, en el mercado hay tantas planchas como tipos de cabello. Lo importante es elegir la ideal para el tuyo.

Te puede interesar:

No te olvides de la mascarilla

El primer mandamiento para proteger tu pelo de la plancha es no descuidar los mimos durante el lavado de tu pelo.

En este sentido, la mascarilla nutritiva 1 vez por semana es uno de los pasos fundamentales para mantener tu pelo sano e hidratado . Es tu primera medida de protección ante el daño de la plancha.

Puedes aplicarla después del champú y dejar actuar el tiempo que indique el fabricante en el envase para un pelo más cuidado, sano y brillante.

No te olvides de la mascarilla

Si buscas un tratamiento de choque mensual, aplica la mascarilla en todo el conjunto del cabello seco, cubre con un gorro de ducha, deja actuar una hora y aclara.

¡Verás qué cuidado y suavidad!

Nunca uses la plancha con el pelo mojado

La regla del millón. Jamás de los jamases uses la plancha con el pelo mojado.

Antes de planchar el pelo éste debe de estar completamente seco. Si no le quitas 100% la humedad del lavado, el vapor de agua que generará el calor de la plancha lo que hará es cocer las fibras de la cutícula en lugar de peinarla.

Además de que muy probablemente no logres moldear el cabello mojado correctamente y el peinado no te quede como debería.

Así que ya sabes, si no quieres freír tu pelo, asegúrate de secarlo completamente antes de plancharlo.

Nunca uses la plancha con el pelo mojado

Usa siempre un protector térmico antes del planchado

El protector térmico antes de pasar la plancha es quizá el punto más importante de la rutina y el que más veces solemos olvidar.

Proteger la fibra capilar del calor de la plancha es el único gesto que te garantiza minimizar al máximo el posible daño de las altas temperaturas. El protector térmico evita que el cabello se seque, se vuelva frágil y se rompa.

Así pues, es indispensable en cualquier tipo de cabello que vayamos a planchar, pero sobre todo en los frágiles, finos, teñidos y decolorados ya que son los más propensos a sufrir los daños por el calor de la plancha.

En el mercado encontrarás protectores térmicos tanto en formato crema como en spray y elegir entre uno u otro dependerá de tus gustos y tu tipo de cabello.

Por ejemplo, los cabellos más secos agradecerán el confort de la crema protectora, pero un cabello más graso se sentirá más cómodo con la ligereza de la textura en spray.

Elijas la textura que elijas, aplícalo siempre antes de proceder con el planchado, o sea, con el cabello ya seco. Extiende o pulveriza la cantidad que necesites de medios a puntas y luego procede a pasar la plancha.

¡Ah! Y te conviene no olvidarte de él porque además de cuidar tu pelo te ayudará a fijar el peinado.

protector térmico antes del planchado

Temperatura y tiempo de planchado

Cuanto menos tiempo pases las placas de la plancha por tu melena menos daños le causarás. Intenta no planchar más de 6 segundos el mismo mechón y, si necesitas hacerlo, deja que se enfríe antes de volver a pasar la plancha.

En cuanto a la temperatura adecuada, hablamos más acerca de ello en este artículo de aquí. Vimos cuál escoger según cada tipo de pelo y otros consejos que seguro te vendrán bien.

No abues de la plancha

Por último pero no menos importante, dosifica el uso de la plancha. Sí, ya sé que ver tu melena como peinada de peluquería cada día es una tentación pero alisarte el pelo todos los días solo conseguirá debilitarlo, resecarlo y si no vas con cuidado, podrías incluso quemarlo.

Consejo: Alterna el liso con recogidos, coletas de caballo o peinados moldeados con ceras y cremas. Te ayudarán a cambiar de look y tu pelo descansará del calor extremo.

Protege el pelo del calor de la plancha con aceites naturales

Aunque las marcas de peluquería ponen a nuestro alcance un amplio abanico de productos y elementos para la protección térmica del cuero cabelludo, los aceites vegetales son otra opción para tu cabello.

Gracias a sus altas propiedades nutritivas e hidratantes, los aceites vegetales son un protector térmico natural al acceso de todos y, en ocasiones, mucho más económicos que otro tipo de productos.

Estos son algunos de los más efectivos para proteger el cabello de las altas temperaturas.

Protege el pelo del calor de la plancha con aceites naturales

Aceite de coco

Mundialmente conocido por sus propiedades hidratantes y nutritivas, el aceite de coco es también un excelente protector térmico natural que, además, fortalece el pelo para que crezca más sano.

Aplícalo siempre en pequeñas cantidades para no sufrir el efecto pelo engrasado, y siempre de medios a puntas antes de pasar la plancha.

Aceite de semilla uva

El aceite de semilla de uva es perfecto para aislar tu melena de la acción del calor. Aplícalo tanto en seco como en húmedo y protegerás a tu cabello de la temperatura, la sequedad y la deshidratación.

Aceite de argán

Muy apreciado en cosmética por ser rico en vitamina E, el aceite de argán es un agente altamente regenerante para el cabello y la piel.

Aplica unas gotas de aceite de argán puro por todo el cabello después del lavado y no solo lo protegerás del calor sino que también evitarás las puntas abiertas y la rotura.

Te puede interesar: Cómo disimular las puntas abiertas

Aceite de argán

Aceite de aguacate

Si tu pelo se ve dañado, seco o poco sano, este aceite lo protegerá como ninguno. Además, gracias a su excelente protección térmica, en verano es también perfecto para proteger a tu pelo de los rayos UVAB y UVA.

Si quieres un cuidado extremadamente reparador, mézclalo con aceite de argán y aplícalo en la totalidad del cabello húmedo. Deja actuar durante 20 minutos y aclara. Tu pelo nunca habrá estado tan suave, nutrido y, lo que es mejor, protegido de la plancha.

Te puede interesar: Cómo saber si el pelo está sano

Acerca de la autora

alejandra

Alejandra es una apasionada del cuidado del cabello femenino. Lleva más de 5 años probando todo tipo de productos y rutinas y estando al día de todas las novedades del sector. En este blog comparte todo su conocimiento y pasión para ayudar a mujeres que, como ella, desean tener un pelo bonito, sano y fuerte.

Sigue leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *